D.O. Oli de Mallorca
   D.O. Oli de Mallorca D.O. Oli de Mallorca
EN | FR | DE | ES | CA

El cultivo de olivos y la elaboración de aceite de Mallorca se extiende por toda la isla, gracias a las excepcionales características geoclimáticas.

SUELO: el suelo de Mallorca es fundamentalmente de origen calcáreo y de tierra arcillosa, lo cual otorga a las olivas un aroma y unas características muy singulares.

CLIMA: el clima mediterráneo de Mallorca se caracteriza por temperaturas moderadas, inviernos suaves y veranos cálidos y secos. Le media anual de precipitaciones es de 570 mm, más hacia el otoño. Se debe destacar también el alto nivel de humedad ambiental que hay en la isla como un factor muy importante para el desarrollo y mantenimiento de los olivos; repercute en la calidad de la producción de olivas y contribuye al mantenimiento de la regularidad en su composición.

A la personalidad y carácter que confiere a nuestros aceites de oliva virgen extra el clima y el medio donde se desarrollan nuestros olivos, hay que añadir que el reducido tamaño de las fincas permite a nuestros olivicultores un mayor control de la calidad de la aceituna durante todo el proceso de producción, factor determinante para la obtención de un aceite de oliva virgen extra de calidad superior como el de Oli de Mallorca.

La cosecha de la aceituna suele realizarse entre los meses de octubre y enero, dependiendo la zona de Mallorca donde se encuentre el olivar.

Nuestras modernas almazaras utilizan el sistema continuo, en los que la extracción final del aceite de oliva virgen extra se realiza mediante la centrifugación, tanto de dos fases como de tres fases.

El aceite se almacena en depósitos de acero inoxidable o fibra de vidrio, y queda protegido de la luz solar y a una temperatura adecuada que, gracias a la localización geográfica y a las características arquitectónicas de las almazaras, no supera los 25º C.

Las cuantro variedades de oliva autorizadas para la elaboración de aceite de Mallorca permiten obtener aceites diferenciados de gran calidad. Así, la oliva mallorquina aporta al aceite suavidad, dulzor y sabor de almendra madura; la variedad arbequina aporta sabor de fruta verde, la empeltre aporta delicadeza, dulzor y recuerdos a almendra, mientras que la picual aporta picante y amargo.

Oli de Mallorca en cifras

Superficie del olivar: 3,599.85 ha
Nº de olivos: 731.303
Almazaras: 14
Envasadoras: 26

(actualitzado: noviembre 2017)

Datos de Producción 2016-2017

Producción de aceite cualificado: 311.494 L

Estadísticas

Dades de comercialització 2016